Multidisciplinario con danza de Peggy Baker

La compositora y violinista Sarah Neufeld aseguró que el proyecto “Who we are in the dark”, basado en la propuesta coreográfica de la canadiense Peggy Baker, involucrará tanto el raciocinio como la imaginación, y provocará una experiencia personal única en los espectadores del Festival Internacional Cervantino.

En entrevista Sarah, quien musicalizará el espectáculo junto con su compañero del grupo de rock indie, Arcade Fire, agradeció haber sido invitada al festival, y externó su gran emoción por regresar a Guanajuato con un proyecto que describió como maravilloso e intenso, pues involucra a otros elementos como iluminación, pintura y video.

Expuso que es la primera vez que “Who we are in the dark” estará fuera de Canadá, por lo que sus deseos están enfocados a un nivel mayor y que los asistentes al Teatro Principal en donde estarán el 19 y 20 de octubre, acudan con la mente abierta para que la compañía les transmita todas las expresiones creativas que tienen que ver con el montaje, y de alguna forma los conmueva.

Sarah Neufeld (Vancouver, 1979) platicó que el proceso creativo le resultó divertido porque surgió cuando Peggy Baker, ícono de la danza contemporánea canadiense, montó la coreografía de los bailarines sin música porque le gusta trabajar en silencio, y a partir de ella fueron incorporándose algunos otros artistas para crear sobre ésta, como en el caso de las ideas visuales.

“Llegué después de que la coreografía estaba hecha y tuve un periodo de trabajo en un centro de arte de Canadá, compuse la música viendo el trabajo intenso de los movimientos dancísticos que surgían desde los bailarines; siempre tuve libertad de composición”, aseguró.

Detalló que a través de las escenas creadas en las coreografías, fue teniendo idea para la composición musical; es decir, viendo a los bailarines ensayar, cuyos movimientos dancísticos fueron su fuente de inspiración, y con el paso del tiempo la colaboración de todos los artistas que integran el multidisciplinario se hizo más sólida, tal fue el caso del percusionista.

“Quizá esta forma de crear un proyecto no es la más usual, porque generalmente se crea la música y sobre la música se hace una coreografía; en esta ocasión fue al revés. En 2015 tuve un trabajo sólo con Peggy, en el que presentamos el proyecto precursor, con un solo de baile y violín, el cual dio pie a este proyecto”, reveló.

Proyectos diversos

Sarah Neufeld, quien en la actualidad radica en Nueva York, además de ser músico de Arcade Fire, es miembro fundador del conjunto instrumental contemporáneo Bell Orchester, a la par que realiza proyectos como éste, por lo que confesó que a cada uno debe dedicarle el tiempo que requiere para que fluya.

“Me siento muy afortunada porque para crear la música de ‘Who we are in the dark’, tuve la oportunidad de estar en dos residencias con la compañía de Peggy, y fue posible gracias a que se calendarizaba entre las presentaciones que teníamos en gira. El tiempo para realizar el proyecto fue de año y medio, un trabajo arduo, pero el resultado es muy grato”, compartió.

Consideró que las cosas suceden en los tiempos óptimos, y para saber si se puede comprometer con un proyecto o no, cuando se presentan varios en la vida, se deben tomar en cuenta todos los elementos y analizar de forma paciente si se pueden llevar a cabo.

“Para mí es muy interesante tener la oportunidad de participar en diversos proyectos, sobre todo porque cada uno de ellos tiene distinta energía, hay distinta música y la pasión también es distinta, además de que me ha permitido trabajar alrededor del mundo”, destacó.

Para ella no es importante si el grupo en el que participa es grande o pequeño, debido a que todos implican un reto, que agradece y le emociona, desde una colaboración con una orquesta instrumental en Montreal, hasta agrupaciones más grandes con las que ha ido a Dinamarca.

Fuente: Notimex

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *